Las más mejores vinieron dispuestas a hacer la vuelta al mundo: nadie las ha vuelto a ver desde que entraron en Ultimavis.

Familiares, amigos y la compañía lamentamos la pérdida de Las más mejores, un equipo alegre, divertido y con muy buena onda.